28 junio, 2007

Sobradas Razones

Si estás vivo, tienes todo para estar pleno. Tienes vía libre para estar satisfecho, Tienes todas las herramientas a tu disposición para estarlo. Y entonces, si no lo estás , no es culpa de la plenitud. Ni de tu capacidad para sentirla. La única cosa que está relegada… o se interpone entre tú y la plenitud es tu aceptación. Abre tus ojos. Mira. Siente.
No con algún concepto de lo que será la plenitud, sino en la realidad. Y esto viene de tu corazón.
Si no conoces la diferencia entre tu corazón y tu mente, es como manejar un automóvil sin conocer la diferencia entre el pedal de freno y el acelerador. Te das una sacudida delante cuando quieres parar. Así va a ser. Estás andando detrás de un auto y quieres detenerte. La forma en que lo haces no es usando el freno; el auto enfrente de ti te detuvo mientras te golpean por detrás.”¡Ooops! ¡Disculpe! ¡Disculpe! ¡Disculpe! Disculpe, disculpe, disculpe…”
Entonces ¿cuántos de ustedes, de hecho, han aprendido a decir “Disculpe,” en lugar de descubrir cuál es la diferencia entre el freno y el acelerador? Es más fácil aprender a decir, “Disculpe,” que descubrir la diferencia entre el acelerador y el freno. Entonces, ¿cuántas veces dices, “Disculpe”?
Para una persona que desea vivir esta vida concientemente, no hay motivos para decir, “Disculpe.”
“ Entiendo la importancia del hoy.” No dices esas palabras; las sientes. “ Entiendo lo que significa estar vivo. Entiendo lo que significa estar claro en mi vida.” Sin ambiguedad. Enamorarse se trata de eso… Te enamoras de las cosas correctas y tu vida se transforma.
Ves lo que te ha sido dado, aceptas lo que te ha sido dado, y tus días jamás serán iguales.

Maharaji

Etiquetas:

0 Comments:

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home

Free Web Counters
Free Hit Counters